Enfermedades más comunes en el cultivo del cereal

El: viernes, mayo 17, 2019 Comentario: 0 Clicks: 557
Enfermedades más comunes en el cultivo del cereal

 

En nuestro blog de hoy os contamos algunos consejos y recomendaciones para tratar este tipo de enfermedades más comunes en nuestros cultivos de cereal.

 

Las enfermedades de los cultivos del cereal muchas veces no suelen ser conocidas, pero es importante identificarlas rápidamente y saber cómo combatirlas.

 

 

Roya Amarilla – Es un hongo que afecta sobre todo a los cultivos del trigo, aunque también al triticale y a la espelta. Los síntomas se caracterizan por la aparición de manchas de color amarillo hasta rojo en forma de hileras regulares en los nervios de las hojas.

Los daños que puede causar esta enfermedad, si la infección es fuerte, se produce rápidamente una clorosis en la hoja y a continuación esta se necrosa, terminando destruyéndose cuando las condiciones son secas. Se trata de una enfermedad muy importante en zonas con noches frescas y humedades altas. Evitar variedades sensibles, eliminar ricios en períodos intercultivo y no hacer tratamientos con exceso de nitrógeno.

 

Rincosporiosis – Se trata de una enfermedad foliar de origen fúngico que afecta preferentemente a los cultivos de cebada en zonas frescas y se detecta cuando aparecen manchas redondas o alargadas de color grisáceo, con bordes marronesy suele aparecer en la base de las hojas. El período más crítico se produce en la fase de encañado, sobre todo si coincide con épocas de lluvias. Evitar variedades sensibles y siembras tempranas en dichas variedades, hacer una fertilización sin exceso de nitrógeno.

 

Oidio – Se identifica por la aparición de manchas blancas polvorientas en las partes superiores de las hojas, tallos y espigas. Con la evolución de la enfermedad las manchas se vuelven marrón grisáceas y si se sigue desarrollando las hojas finalmente se mueren.  Evitar variedades sensibles y exceso de nitrógeno.

 

Espiga derecha o vacía – Suele afectar a todos los cultivos de cereales, origina necrosis vasculares pardas en el cuello de la raíz, corona, primeros nudos y entrenudos. Las lesiones impiden el flujo de savia hacia la espiga, que puede acabar secándose totalmente, lo que genera la aparición de espigas blancas y sin grano. Como medidas de prevención, la rotación de cultivos, no usar dosis de siembra elevadas, enterrar restos de cultivo, utilizar semilla tratada y evitar riegos de aspersión en época de floración.


Comentarios

Deje su comentario

Enviar

Subir